APERTURA DEL AÑO DE LA VIDA CONSAGRADA

| noviembre 27, 2014 | Comments (0)

Con la presencia de religiosos y religiosas de varias congregaciones e institutos seculares y fieles en general, se realizaron las dos Misas por la apertura del año de la vida consagrada. La primera, a nivel Arquidiócesis,  fue el sábado 22 de noviembre en la Parroquia Cristo de Asunción y la segunda ya nivel nacional fue en la Basílica de Caacupé el domingo 23 del corriente.

La Misa realizada en la Parroquia Cristo Rey de Asunción estuvo precisada por el Arzobispo de Asunción, Monseñor Edmundo Valenzuela y  concelebrada por el  nuevo obispo de la Diócesis de Ciudad del Este, el Monseñor Guillermo Steckling. Estuvieron acompañando en el altar sacerdotes jesuitas y de otras congregaciones religiosas.

En tanto que la Misa de Caacupé fue celebrada por el presidente de la Conferencia Episcopal Paraguaya (CEP) y obispo de la Diócesis de Caacupé, Monseñor Claudio Giménez, acompañado por el P. Alberto Luna y un buen número de religiosos y sacerdotes diocesanos.

Sin lugar a dudas un momento muy emotivo se tuvo en ambas celebraciones eucarísticas cuando los
los representantes de cada una de las congregaciones e institutos de vida consagradas extendieron las cintas que se encontraban en el andamiaje del enorme cirio, mientras era encendido, en señal del gran compromiso de los religiosos y las religiosas, el de entregarse enteramente a la misión de Cristo.

Categoria: Noticias